Una vez más...

Posted On 4:55 p. m. by Araceli Ocaña |

... me remito a Hernán Casciari, es más, a su blog. Sí, ya sé que otra vez... Pero es que cuando una no sabe de qué hablar, este hombre extrae de su mente lo que pudiera estar pasando por ella. Y de forma magistral, diría yo. Y os diré por qué, pero más adelante.
Quizá dentro de poco tengamos la posibilidad de llevar este blog un pasito adelante, por varias vías, que no quiero anunciar porque yo, como los actores y actrices, tengo ese punto de superstición que me lleva a no comentar mis proyectos en el aire... quizá porque siempre he sido muy bocazas y al final todo se ha chafao. Estaba pensando sobre ello, y la forma de enfocarlo, y quería que en ello se plasmasen un par de sensaciones, sobre las que nadie ahonda: primero, que los fans de las series somos una nueva raza, porque antes nadie las había tomado tanto en serio, y no existía un grupo definido como los fans del cine (por poner un ejemplo bien cercano y que tiene importancia: si las series actuales son mejores que el cine, ¿por qué no se debe elevar a los serieadictos a la misma categoría cultural que a los otros? ¿ver cine es cultura pero ver series no? ¿no deberíamos tener una definición propia como seriómanos, serietas o algo por el estilo?). Segundo tema que me interesaba y a su vez interesa a Casciari: éste, cada vez que recomienda una serie o una obra maestra como habla él, recomienda que lo veamois en versión original. Y yo estoy de acuerdo (aunque mis compañeros puedan creer lo contrario). A ver, a mí me encanta el tema del doblaje y tal, me parece una profesión bonita y en fin, a quien le guste... Pero supone un problema: en el cine no sabemos si un actor es bueno o malo porque ni siquiera le oímos hablar, y en las series este problema también pasa... con un añadido: supone una barrera ncreíble para los que nos convertimos de la noche a la mañana en adictos a una serie. Al menos para los que tenemos principios (aunque extraños). Yo tengo una norma dentro de mi caótica vida, y es que idioma con el que me aficiono a una serie, idioma con el que se queda... Así, nos encontramos con mezclas extrañísimas: Prison Break, inglés, Lost, español, Héroes, español, One Tree Hill, inglés, Sexo en Nueva York, español, El séquito, español, The Class, inglés, Friends, español... Y así. Una lástima de persona. Pero supongo (espero) que le pasa a alguien más. Ojalá las hubiese conocido en su idioma original y así estaría más contenta, pero no. Y el problema no es que España sea el único país junto con Italia en el que se doblan las cosas, sino más bien es un problema cultural, o educacional, porque en España se hablan mal los idiomas, en especial, el que tiene visos de convertirse en el idioma internacional, que es el inglés, y así no avanzaremos mucho. Y por culpa de esto, yo, que al menos tengo cierta idea del idioma, me siento atrapada entre la elección de la descarga (ilegal, según la SGAE) o la espera interminable analógica.
Y eso es lo que quería yo plasmar, hasta que Casciari lo ha dicho mejor que yo y en diez palabras.
| edit post
0 Response to 'Una vez más...'